Conectarse

Recuperar mi contraseña




HH    SH      KH


SH    IY       KH



Últimos temas
» Leer antes que nada
22/8/2011, 12:28 por Hikami Haruno

» Resonancia predictivo
9/7/2011, 21:54 por Saki Hatake

» Dulces melodías al piano
9/7/2011, 01:11 por Aya Kagamine

» Inesperados sucesos
9/7/2011, 01:09 por Aya Kagamine

»  Perdonad los modales de mi princesa
9/7/2011, 01:08 por Aya Kagamine

» LAGRIMAS DE SANGRE [+18]
29/6/2011, 19:41 por Aya Kagamine

» Lista de los Fan Clubs
17/6/2011, 19:32 por Sakura Hatake

» Creación de los Fan Club
17/6/2011, 19:31 por Sakura Hatake

» Miembros del club
16/6/2011, 10:18 por Sakura Hatake


Este foro ha sido creado para la diversión, para conocer mucho más del maravilloso mundo de Naruto, Kakasaku, y de todo lo referente que el Staff ha creído necesario añadir.

Se prohíbe la copia, tanto parcial como completa de cualquier cosa publicada en el foro. Los derechos se los debemos a GoogleTumblrDeviantArtForo Activoa sus respectivos autores, etc. Al igual que está Probidísimo la copia de las obras/ historias que sus derivados autores nos han dado el permiso de traducir y publicar únicamente en este foro.

El foro está bajo una Licencia Creative Commons:  Reconocimiento – No Comercial – Sin Obra Derivada (by-nc-nd). 

Cualquier falta de las anteriormente nombradas no se pasarán por alto y serán denunciadas.

Respecta nuestro esfuerzo, como también nosotros hacemos con el resto. 

Inesperados sucesos

Ir abajo

Inesperados sucesos

Mensaje por Saki Hatake el 8/7/2011, 23:43

Espero que le guste mucho, estuve matándome pensando en el reto, por lo que aquí está.

Inesperados sucesos

Más allá de los mares y las tierras del océano del país del fuego, una de las más fuerte y poderosa naciones se encontraba gobernada por el poder de la familia real. Konoha era el lugar legítimo donde estaba su palacio y la ciudad más comercial del país del fuego, y con los últimos avances de la tecnología de la atualidad.
En una amplia habitación del palacio se encontraban unas 10 personas, algunas alrededor de una lujosa cama, otros que se movían de un lado a otro tratando de calmar los nervios, mientras que otros estaban sentados en unas sillas viendo la escena que estaba ante sus ojos.
Una hermosa mujer con una tés blanca como la propia nieve sudaba y no paraba de gritar, unos doctores le decían una y otra vez que tratara de respirar y empujara.
- Vamos Kurimika sama usted puede, inténtelo una vez más – seguían diciendo una y otra vez.

- Tu puedes cariño, un poco más – se escuchaba la voz preocupada de un hombre mientras apretaba su mano con seguridad y tratando de darle confort a su joven esposa.


- Hermana un empujón más y tendrás a un pequeño bebe junto a ti venga. - Se escuchaba otra voz al lado de la del hombre.
Unos minutos más tarde ya no había más preocupación en la habitación si no llantos de un bebe recién nacido, la madre lloraba de alegría mientras que su esposo tenía una cara de pura alegría.
- “Hermana creo que debemos de hacer algo al respeto con ese pequeño problema”y según Nara la mejor idea sería.

- Este no es el momento de hablar de eso Tsunade – contestaba su esposo que estaba justo a su lado.

- Estoy de acuerdo con Jiraiya en esto – hablaba el esposo de Kurimika.

- Muy bien como queráis, pero mientras más rápido lo solucionemos más pronto podrá estar fuera de peligro.


- No creo que lo esté en este instante, así que respira con tranquilidad Tsunade. – se oía hablar por primera vez la voz de la reina Kurimika.
18 años después
En las alborotadas calles de Konoha un grupo de 5 chicos avanzaban con tranquilidad tratando de pasar desapercibidos. Aunque llevaran capas de color negro cubriéndoles, la gente no le prestaba atención.
- Ne Kakashi por que no entramos un momento a tomarnos una copa. – comentaba uno de los hombres, dejando al descubierto un senbon o como es llamada en el siglo XXI una agujas metálica, la cual estaba moviéndose de un lado a otro en su boca.
- Shiranaui debíamos de haber llegado al palacio hace aproximadamente una hora y tu estas proponiendo ir a un bar. – respondía un hombre mucho más joven que el anterior, caminando con cierta indiferencia.
- Hombre Shikamaru no hace mucha diferencia si llegamos 10 minutos más tarde, no te parece.
- Esto es importante Nara, Shiranui dejaros de tonterías. – se oía el tono severo y fuerte de un hombre, que se le podía ver unos cuantos mechones de color plata.
- A sus ordenes jefe. – decía divertido Genma mientras que Shikamaru simplemente susurraba que problemático.

Llevaban aproximadamente 4 minutos caminando y el jefe del grupo no dejaba de poner los ojos en la conversación que tenían sus 4 hombres de confianza, sobre cómo se veían las mujeres que estaban por las calles, la comida, y un millón de cosas sin sentidos.

Después de haber pasado por medio país del fuego para llegar a esta ciudad conocida como Konoha, para una reunión solicitada por la propia reina y que encima llegaban tarde por que tuvieron que pelear contra un grupo de asaltantes. Y digamos que el líder no estaba para bromas en un momento como este.

Pero antes de que pudiera seguir quejándose o dar un paso más. Tuvo que detenerse, causando que el resto de compañeros hicieran lo mismo. Por acto reflejo llevo una de sus manos hasta la empuñadura de una espada, que no se veía por que estaba escondida por la capa. Con una posición de lo más tranquilo y sin moverse en lo más mínimo miro al frente donde una capa negra impedía su camino.

Claro eso no era solo una capa, las capas no se pueden poner delante de las personas por si solo, ponerse en cuclillas, respirar.
Miro con atención y cierto interés a la persona con la capa negra que había saltado de uno de los contenedores que había al lado de la carretera, y suponiendo que había saltado primero por encima de ese muro que estaba detrás del contenedor.
Mirando hacia abajo se encontró con unos ojos de color verde, o una mezcla de jade, no lo podía decir con precisión. Mirándolo con mucha atención y una mezcla de sorpresa, al parecer había calculado mal saltando y cayendo delante de una persona.
Lo más rápido que pudo se puso de pie, dejando al descubierto unos cuantos mechones de color rosa cayendo por su rostro blanco y perfecto, unos labios de color rosa adorables y pidiendo que los besaran, llevaba unos pantalones apretados de color negro dejando ver sus largar y perfectas piernas y una camisa blanca ajustada, marcando su cintura y acentuando sus pechos. Aunque él le llevaba una cabeza por lo que tuvo que mirar otra vez sus ojos, no sus pechos. “Era tan perfecta y hermosa”, pensaba.
Pudo haber escuchado a uno de sus compañeros decir un “wow”, seguro que todos estaban fijos en lo mismo que el.
- Lo siento mucho no era mi intención. – decía muy rápido con una voz tan suave y dulce – no quería asustarte o saltar así de improvisto. – le seguía hablando muy de prisa logrando que una sonrisa apareciera en el rostro del jefe.
- No es proble…
Le iba a tratar de contestar pero no pudo, por que otras voces se unieron a la conversación. Todos giraron en la dirección de las voces para ver dos hombres corriendo hacia ellos con un sobre en la mano moviéndolo de un lado a otro.
- Hey, espera.
- No te marches todavía – saltaba otro hombre gritando en la dirección que los 5 hombres habían avanzado.
- O no, de ninguna forma – dijo la chica dándose la vuelta y saliendo a correr en la dirección que ellos tenían que seguir. – Y disculpa una vez más. – dijo mientras corría y empezaba a mezclarse con las demás personas.
Unos segundos más tarde habían llegado los dos hombres vestidos con unos trajes azules con un escudo de la ciudad vecina, algo extraño ya que estaba un poco lejos. Ambos trataban de recuperar el aliento, una muestra de que deben de haber corrido por bastante tiempo.
- Disculpa por la pregunta, pero por que la perseguían - pregunto Kakashi.
- O nada de importancia.
- No será una ladrona o algo así, verdad. – comento Genma con una sonrisa genuina, era mejor no saber lo que estaría pensando.
- No claro que no. Es simplemente que llevamos tres semanas detrás de ella y no le…
- Es mejor que no sigas, el señor se enfadará. – dijo el otro hombre que estaba con él.
- Pero así tendremos algo de ayuda, es mucho tiempo que llevamos detrás de ella, un poco de ayuda no viene de más.
El resto de hombres miraba con cierto interés la conversación, la curiosidad los estaba matando.
- Podríamos echar una mano. – hablo Genma.
- Nuestro señor lleva detrás de esa chica semanas, para lograr que le entregamos esta invitación para la fiesta del mes. Pero ella siempre escapa, y no entendemos por qué.
- Por el escudo de la carta y que lleváis, es de suponer que se trata de la familia real Uchiha. – hablo Kakashi.
- Si así es.
- Pero es extraño que una chica no quiera aceptar una carta de esa familia y mucho más si es para una fiesta.
- Correcto, pero si la ven por favor entréguenle está.- dijo sacando una más y entregándosela a Kakashi.
- Deacuerdo.
Una vez dicho eso empezaron en su busca una vez más, todos preguntándose quién era esa chica.





Registrado para el Reto Kakasaku

_________________

Because I have many tears, because I fear love
I can't take a step toward you although you are in front of me
If you really love me, run to me and hug me
I can't see because I have many tears[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
avatar
Saki Hatake
Jefa Clan Sabaku
Jefa Clan Sabaku

Mensajes : 35
Fecha de inscripción : 10/02/2011
Edad : 24

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Inesperados sucesos

Mensaje por Aya Kagamine el 9/7/2011, 01:09

Espero con muchas ganas la continuación seguro que no tardaras mucho, me ha gustado el encuentro ha sido interesante e inimaginable.
avatar
Aya Kagamine
Clan Uzumaki
Clan Uzumaki

Mensajes : 17
Fecha de inscripción : 05/05/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.